El mejor hechizo de amor para el mar y la playa

El mar es un lugar lleno de misticismo que nos incita a llegar más allá de lo que ven nuestros ojos. Es por eso que si deseas hacer un amarre de amor nada mejor que hacerlo entre sus aguas saladas, sintiendo la brisa y el poder del mar. Este lugar es mágico y poderoso para atraer la fuerza. Si durante la noche haces el trabajo se le agrega el poder de la luna. Esta tiene un don sobrenatural sobre el mar, hace que las mareas suban, bajen, se tranquilicen o se aviven. Hacer hechizos de amor en el mar es una maravillosa idea, así que si durante el verano irás a una playa entonces puedes utilizar la ocasión para llevar a cabo tus rituales.

Mar y playa para un hechizo de amor

Los hechizos de amor siempre serán una opción para hacer que esa persona que tanto deseas quede rendido a tus pies, por eso nada mejor para atraerlo que estos eficientes rituales.  La energía del mar y la luna pueden ser tus aliados perfectos en su cometido. Ambos irradian un poder sobrenatural, que puedes tener a la mano en cualquier época del año.

Cuando vayas a la playa es importante que lleves contigo dos botellas de plástico, pero vacías. No tienen que ser demasiado grandes, un tamaño promedio estará bien, de menos de medio litro es suficiente. Una de estas llénala de agua, eso sí procura que esté libre de residuos o algas, pues si tiene demasiados residuos entonces tendrás que pasarlas por un colador antes de hacer tu hechizo y entonces no valdrá la pena. La otra botella la vas a llenar de arena de playa procura que esté seca y no contenga conchas o piedras.

Es muy bueno que realices el hechizo al aire libre, sobre todo durante la noche de luna llena, por eso aprovecha la primera noche en el mar, tu llegada debe ser el comienzo d la magia. Busca en el hotel o en el lugar donde pernoctaras una ensaladera  o un bol de cristal redondo, es lo más adecuado para realizar este tipo de rituales. Luego toma dos velas pequeñas, si quieres puedes utilizar las pequeñas redondas de olor. Tiene que ser una rosa y una blanca, las cuales vas a encender con la mano izquierda mientras las sostienes con la derecha.

Coloca la arena y el agua dentro del recipiente, luego coloca las velas sobre el agua recitando la siguiente oración. “Tierra sagrada, agua salada, que esta noche las fuerzas que convocó venga a mi y me traigan el amor que tanto quiero, que tanto merezco, quiero conseguir a alguien especial (o fortalecer mi relación)”. Repite este conjuro unas dos veces y déjalo encendido hasta que la velas se hayan consumido en su totalidad.

Este rito es realmente poderoso, muchas personas en el mundo lo realizan y afirman que funciona. Este toma el poder que tiene el mar y la luna para darnos todo aquello que el corazón desee, si tienes la oportunidad no dejes de hacerlo.

Dejar un comentario